Los cuerpos del cementerio de Puerto Berrío que quieren volver con sus familias

Unidad de Búsqueda Puerto Berrío Antioquia

La búsqueda en el cementerio de Puerto Berrío, Antioquia, avanza junto con la comunidad.

La Unidad de Búsqueda implementa acciones humanitarias de recuperación de cuerpos en este camposanto, producto de un trabajo articulado con la JEP, anunció la Directora de la UBPD, Luz Marina Monzón Cifuentes.

Al menos 104 cuerpos que podrían corresponder a personas desaparecidas en el conflicto armado se encuentran inhumados en el cementerio La Dolorosa de Puerto Berrío, Antioquia.  

Gran parte de estos cuerpos fueron adoptados por habitantes de la región, quienes por muchos años les han llevado flores y cuidado sus tumbas. 

(Puerto Berrío, Antioquia, 18 de marzo de 2021 – @UBPDColombia). La Unidad de Búsqueda de Personas dadas por Desaparecidas (UBPD) adelanta acciones humanitarias de recuperación de cuerpos en el cementerio La Dolorosa en Puerto Berrío, Antioquia La intervención se enmarca en la medida cautelar solicitada por el Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estados (Movice) y proferida por la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) a través del Auto 023 de 2020.  

Unidad de Búsqueda JEP Antioquia

Esta es la segunda acción realizada en este cementerio ubicado en el Magdalena Medio, y nace de un trabajo articulado con la JEP, en el marco de nuestras acciones como Sistema de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición, luego de que el pasado mes de febrero la Unidad de Búsqueda realizara una medida de protección en la que reubicó 416 cuerpos que se encontraban dispuestos en bolsas y baldes, de los cuales 104 podrían corresponder a personas desaparecidas en el conflicto armado. 

Por tratarse de un municipio ribereño, Puerto Berrío fue testigo durante muchos años del paso de cuerpos que eran arrojados por grupos armados al río Magdalena. Muchos de estos cuerpos en condición de no identificados fueron recogidos por los sepultureros y la comunidad, e inhumados en el cementerio La Dolorosa como N.N. 

Estas personas en condición de no identificadas fueron por décadas adoptadas por familias de la región, quienes no solo periódicamente les han llevado flores, sino que han protegido y cuidado sus tumbas. Incluso, muchos de ellos les dieron un nombre y los ubicaron en mejores bóvedas. Cuentan los habitantes que, en agradecimiento por el cuidado recibido, las almas de los cuerpos adoptados les han devuelto milagros. 

“Que sea esta la oportunidad para poder regresar los cuerpos a sus familias y así acabar con la angustia e incertidumbre que han sufrido durante años de no saber dónde están ni qué pasó con ellos. Seguramente saber que hubo una persona extraña que adoptó el cuerpo de su ser querido y lo cuidó como si fuera suyo para que hoy pudiéramos recuperarlo, podrá brindarle a esta familia un gran alivio a ese dolor tan grande que le ha dejado la desaparición. Esta es la construcción de paz que necesita el país”, aseguró Luz Marina Monzón Cifuentes, Directora General de la Unidad de Búsqueda. 

Estas acciones humanitarias de recuperación que realiza la Unidad de Búsqueda se extenderán por dos semanas, con todas las medidas de bioseguridad que exige la pandemia por el Covid-19 en Colombia. Esta es la segunda de una serie de intervenciones que se tienen programadas en el cementerio para lograr la recuperación de todos los cuerpos y que hacen parte del Plan Regional de Búsqueda que se adelanta en la zona.

“En el marco de los Planes Regionales de Búsqueda hemos encontrado que en algunos de los cementerios de los municipios ribereños pueden estar los cuerpos de víctimas de desaparición que fueron arrojados en distintos ríos del país. Esto hace parte de la búsqueda en sitios irregulares y complejos como los ríos”, explicó Monzón Cifuentes.

La Sección de  Ausencia de  Reconocimiento del  Tribunal para la Paz, a partir del trabajo técnico forense  realizado por el  equipo GATEF de la  UIA,   en cumplimiento de órdenes  dadas  por la magistratura,   ha identificado  una serie de lugares  en el cementerio  la  Dolorosa  de  Puerto  Berrío, frente a los cuales se adoptaron  medidas  cautelares  mediante  Auto  AI 023  del pasado  15 de octubre.

Las medidas  incluyeron  el abordaje  urgente de  unas celdas de custodia  que  son unos lugares  a los cuales  fueron arrojados  un número  indeterminado  de  cuerpos no identificados,  de probables víctimas  del conflicto,  sin  orden judicial  y en un total desorden,  lo que implicó  considerar  el sitio de  un riesgo  extremo.  Se pensaba  que  podrían  estar en el lugar  a partir de lo informado por la Parroquia  del lugar  42  CNI, pero  al  realizar las  acciones de  traslado de estos  cuerpos  de  manera técnica, se encontraron 416 contenedores,  de los cuales  al menos  104  podrían ser de interés del sistema  integral.

En la  actualidad, los equipos  de la  UIA  y de la  UBPD  que coordina  las acciones de recuperación  se encuentran  realizando los análisis  técnico-científicos  de  cada contenedor,  para  determinar  cuáles  serán  enviados  a Medicina  legal,  con el fin de  obtener la identidad  y poder a futuro realizar la entrega  digna de las víctimas  a sus  familiares.

Unidad de Búsqueda Puerto Berrío Antioquia

La Sección, por su parte,    en virtud de  estos hallazgos   y de la complejidad  de la labor  forense  que realiza  la  UBPD,   impondrá  una  medida  cautelar  en relación con el lugar al cual  fueron  traslados  los   416  contenedores y prorrogará las medidas  cautelares  en el cementerio de  la  Dolorosa.

Al mismo tiempo de las acciones humanitarias de recuperación, la Unidad de Búsqueda, en cabeza de su Directora General, realizará el jueves 18 de marzo la suscripción de un Pacto Municipal por la Búsqueda en el municipio de Puerto Berrío. “Con la firma de este pacto queremos que las entidades municipales, así como las organizaciones de la sociedad civil y la ciudadanía en general se sumen a un propósito común que es encontrar a los desaparecidos”, afirmó Monzón Cifuentes.

La firma del Pacto se realizará en el salón del Concejo municipal a las 9 a.m. y contará con la participación de organizaciones sociales regionales y locales, la Alcaldía local, representantes de la UIA – JEP y la Comisión de la Verdad, la Arquidiócesis de Barrancabermeja, la Personería, la Fiscalía, entre otros. Igualmente, en horas de la tarde se realizará un recorrido por el cementerio municipal de La Dolorosa.   

Según datos del Centro Nacional de Memoria Histórica entregados a la Unidad de Búsqueda, Puerto Berrío es uno de los municipios con el mayor número de personas dadas por desaparecidas en el departamento de Antioquia. Se tiene un registro de 852 casos de desaparición forzada; 48 casos de reclutamiento y utilización de menores de edad; y 54 casos de secuestro, lo que arroja el total de 954 personas desaparecidas, secuestradas y reclutadas entre 1958 y 2016. De estos casos, el 62 % ocurrieron entre 1996 y 2005.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Skip to content